Buscador de preguntas
Novedades

La hinchazón puede estar producida por la acumulación de gases o por la retención de líquidos. Para hacerle frente hay que modificar especialmente la alimentación diaria. Hay que evitar bebidas con gas, o beber a morro o con pajita, ya que entra más cantidad de gas. Es recomendable consumir más fibra, frutas y vegetales, y evitar la sal, el café y el alcohol que provocan la hinchazón producida por la retención de líquidos.

Aunque hay fármacos específicos para este trastorno, si la persona que tiene hinchazón se decide a consumirlos, siempre se deben seguir las indicaciones y directrices dadas por el doctor o doctora, y por el personal farmacéutico. También hay otros remedios para combatir la hinchazón. En caso de retención de líquidos, hay que beber mucha agua para eliminar la sal y con ella la retención. Por ese mismo motivo, también es necesario evitar la sal.

Hay infusiones muy beneficiosas para estos casos, como la infusión de manzanilla con anís. Se pueden comprar bolsas ya preparadas, o prepararlas en casa. Su preparación es muy sencilla: se pondrá a hervir el agua, y cuando empiece a hervir, se apartara el agua del fuego. Poner el agua en una taza, y dejar reposar la bolsa de la infusión durante cinco minutos y retirar.