Buscador de preguntas
Novedades

Para frenar la jaqueca se pueden tomar medicamentos como ibuprofenos, aspirinas o paracetamol. La cantidad habitual es una pastilla cada ocho horas, pero siempre hay que consultar al doctor o doctora o en la farmacia para conseguir una prescripción más adecuada y personaliza a nuestra dolencia. Se puede acompañar la toma de la pastilla con líquido como agua o zumo.

Los remedios naturales también son muy beneficiosos. Las infusiones de tila o melisa son muy relajantes, y liberan la tensión que puede haber producido la jaqueca. Las cápsulas de valeriana también tienen efectos relajantes, y pueden comprarse en herboristerías o farmacias.

Los masajes relajan y pueden aliviar el dolor que produce la jaqueca. El masaje debe hacerse en la zona de los hombros, el cuello y la cabeza en su totalidad. La zona de los hombros y del cuello se debe masajear ya que algunas jaquecas están producidas por la tensión muscular en estas zonas. El masaje puede combinarse con la aromaterapia. Los aromas específicos que alivian la jaqueca son la lavanda, la menta, el romero y la mejorana. Una gotita de algunos de estos aromas mezclados con una crema hidratante suave, será una crema estupenda para realizar el masaje.