Buscador de preguntas
Novedades

Con el paso del tiempo es inevitable que éste no deje sus huellas en nuestro rostro, cosa que a muchas personas les preocupa, pero que podemos evitar, al menos hasta un punto, con algunas fórmulas y remedios que ayudarán a que se noten menos las mismas.

El motivo de dichas arrugas es que la piel, por diferentes motivos, adelgaza y las glándulas sebáceas comienzan a atrofiarse.

Se puede usar algún tipo de mascarilla para evitar estas arrugas, como por ejemplo la mezcla de pulpa de pepino, sávila y algo de miel, creando una pasta la cual la debemos poner en la zona en la que tengamos las arrugas, dejando actuar unos 15 minutos y aclarando después con agua tibia.

Se puede usar asimismo un remedio casero que consiste en la mezcla de una cucharada de miel, otra de aceite de oliva y una yema de huevo, obteniendo una mezcla homogénea. Aplicaremos el ungüento en la cara y dejaremos secar. Cuando esté seca, pondremos otra capa que volveremos a deja secar, para finalmente poner una última capa y dejarla secar también. Esperaremos entonces unos 20 minutos y aclararemos con agua tibia. Se debe repetir esto una vez por semana durante un mes.

También podemos cortar dos trozos de pepino en rodajas, poniéndolas después en los ojos y dejándolas actuar durante unos 10 minutos aproximadamente. Este remedio es muy beneficioso para la piel.

Otro de los remedios podemos encontrarlo en la gran gama de cremas de contornos de ojos que existen en el mercado y en las farmacias.