Buscador de preguntas
Novedades

Muchas veces nos hemos encontrado ante un problema serio con las extensiones de pestañas, al encontrarnos con el hecho de que no se despegan bien del párpado.

De forma habitual, para quitarse estas extensiones de pestañas, basta con utilizar cualquiera de los productos desmaquillantes que se recomiendan, para que se mojen un poquito las mismas y después, con un simple tirón suave, éstas se vayan despegando poco a poco.

Hay otros métodos para despegar las extensiones de pestañas si éstas se resisten un poco más de lo habitual, por ejemplo con una aplicación de aceite de bebé y un algodón en el pegamento de la extensión, con lo cual, como verás, se va cayendo.

También puedes lavarte la cara con agua tibia y aplicar un limpiador neutro al pegamento de la extensión y verás que poco a poco ésta se va cayendo.

El removedor es un articulo especifico para poder extraer las extensiones de pestañas, con el cual, aplicándolo en el mismo lugar en que aplicaste el pegamento, no te costará mucho trabajo despegarlas.

Si al final el problema es persistente o bien las extensiones de pestañas te las pusieron en un salón de peluquería, es recomendable que regreses para que puedan quitártelas.